lunes, 23 de agosto de 2010

Breve historia de la Fraternidad Sacerdotal de San Pío X (Parte II)

En el verano de 1969 Mons. Lefebvre alquiló 12 habitaciones en el Hogar Don Bosco, en Friburgo, propiedad de los Padres Salesianos para iniciar el año escolar 1969-1970, que comenzaría en Octubre. Nueve habitaciones eran para los seminaristas y 3 para los profesores. El Profesor Bernard Fay los visitaba de vez en cuando para dar cursos sobre la historia de la masonería y la revolución.



Del original grupo de estudiantes del Seminario Francés de Roma sólo acudió al Hogar Don Bosco para el curso 69-70 el seminarista Paul Aulagnier y otro que no permaneció. De los 9 seminaristas iniciales, sólo Bernard Tissier de Mallerais permanece en la Fraternidad actualmente.



Para 1970, de los originales 9 seminaristas sólo quedaban 4 (Aulagnier, Tissier, Gregory Post y Hector J. Bolduc, estos dos últimos norteamericanos), ya que cinco habían abandonado el Hogar y sus clases.



En Octubre de 1970 el Sr. Fellay, director de la central eléctrica próxima a Ecóne presta a Mons. Lefebvre algunas habitaciones dependientes de la central eléctrica para iniciar el curso 1970-1971.



Para el curso 1970-1971 se habían incorporado el estudiante Jean-Yves Cottard, proveniente del primer grupo del Seminario Francés de Roma, y dos nuevos candidatos: Patrick Groche Michaud y Emmanuel de Taveut du Chalard. Para tal año escolar ya se había comprado una casa en la calle Vignettaz, en Friburgo. Groche Michaud y Du Chalard se alojaron en la casa de Ecóne.



El 22 de Mayo de 1970 se decide que una casa ubicada en Ecóne sea utilizada como casa de espiritualidad para los nuevos estudiantes. Abre el 7 de Octubre con 11 seminaristas y 3 sacerdotes como maestros: el P. Maurice Gottlieb, el P. Jacques Masson,  y el P. Claude Michel.  

Después se sumarían los padres Francois-Olivier Dubuis (patrología e historia), René Berthod (teología moral) y a partir del curso 1972 el P.Ceslas Spicq, OP. (exégesis del Nuevo Testamento). Un año después se agregaría el P. Thomas Mehrle (teología dogmática). También se unió el P. Edouard Guillou, OSB (liturgia), el P. Gerard des Lauriers (mariología), y el P. Ludovic-Marie Barrielle (retiros espirituales).

Los seminaristas y sus padres le comunican a Mons. Lefebvre su preocupación por el futuro de los estudiantes, ya que una vez concluidos sus estudios y ordenados sacerdotes, tendrían que mezclarse con el clero modernista de sus respectivas diócesis, diseminados en lugares lejanos sin mayor comunicación ni contacto entre ellos.



Mons. Lefebvre decide entonces fundar una Fraternidad. Le comunica tal deseo al Obispo de Friburgo, Mons. Francois Charriere, y éste lo apoya entusiasta, al igual que Mons. Adam, Obispo de Sión.



El 17 de Junio de 1970 Mons. Lefebvre redacta en Roma los estatutos de la Fraternidad Sacerdotal San Pío X, “sociedad de vida común sin votos, que va en pos del modelo dado por las congregaciones misioneras radicadas en el extranjero; para conjuntar todos los esfuerzos requeridos para la instrucción religiosa de los sacerdotes y todo lo que a ello concierne; ayudar a la santificación de los sacerdotes al brindarles la ocasión para su recogimiento y vocación espiritual; con el deber de instituir escuelas plenamente libres para poder conferir a la juventud una educación íntegramente cristiana; así como el ministerio parroquial y la formación de congregaciones y misiones parroquiales”.



El 1º de Noviembre de 1970 Mons. Francois Charriere le entrega a Mons. Lefebvre la carta donde autoriza los Estatutos de la Fraternidad de San Pío X, naciendo así oficialmente tal agrupación.



Para entonces ya funcionaba un pequeño Seminario tradicionalista en Flavigny, en la Costa de Oro Francesa, dirigido por el sacerdote Louis Coache, ex cura de Montjavoult, suspendido por su Obispo.



El 18 de febrero de 1971 el Card. Wright, prefecto de la Sagrada Congregación para el Clero, envía una carta a Mons. Lefebvre felicitándolo por la fundación de la Fraternidad.

(Continuará)

No hay comentarios:

Publicar un comentario